Internacionales Politica

Afganistán, 20 años después de la invasión estadounidense

Written by Debate Plural
Prensa Latina (8-10-21)
El Emirato Islámico de Afganistán subrayó en un comunicado por el aniversario 20 de la invasión del país por Estados Unidos que ese ataque solamente produjo miles de muertes y grandes pérdidas económicas, se divulgó hoy.
Las fuerzas de la OTAN lideradas por Estados Unidos atacaron Afganistán el 7 de octubre de 2001, tras un anuncio del entonces presidente estadounidense George W. Bush de una supuesta guerra contra el terrorismo, recordó el canal de noticias TOLO news.

Sarwar Niazai, analista militar, dijo a la cadena que ‘esta fue una guerra de inteligencia. Estados Unidos en esta guerra se enfrentó a un fracaso tanto en el sentido político como en el militar’.

Actualmente, Afganistán está en peores condiciones económicas, sociales y sanitarias un mes después de terminar la desastrosa retirada militar de Estados Unidos.

Todavía las grotescas vistas de la desorganizada y forzosa evacuación de tropas y personal civil del aeropuerto internacional de Kabul resaltan el fracaso de la intervención de Washington, que costó al pueblo de Afganistán cientos de miles de vidas de civiles.

Estados Unidos antes de culminar su retirada dejó nuevamente su huella con un ataque con drones que mató a varios integrantes de una misma familia, incluyendo a seis niños.

El grupo armado Talibán declaró el fin de la guerra en Afganistán después que sus combatientes conquistaron Kabul y el presidente Ashraf Ghani huyera del país, mientras su ejército de 300 mil hombres entrenado y equipado por Washington se desmoronó ante la ofensiva de los fundamentalistas radicales islámicos.

La Casa Blanca despilfarró en el conflicto bélico 2,26 billones de dólares, según los cálculos de la Universidad de Brown, y perdió casi tres mil soldados y otros 30 mil resultaron heridos en los 20 años de ocupación militar.

Tras la salida de Estados Unidos, los muyahidines controlan un país más empobrecido que hace dos décadas, con 11 millones de refugiados en el exterior, cinco millones de desplazados internos y gran parte de la población en riesgo de hambruna.

Por otro lado, muchos afganos temen el regreso del estricto régimen talibán, cuyo primer gobierno entre 1996 y 2001 cometió numerosos abusos, sobre todo contra las mujeres, las niñas y las minorías étnicas.

La Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados informó que Afganistán está al borde de una crisis humanitaria con cerca de 18 millones de personas necesitadas de ayuda urgente.

El peligro que corren dos millones de niños ya desnutridos fue alertado por el Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas.

La crítica situación de Afganistán está enmarcada asimismo por la pandemia de la Covid-19 y una intensa sequía que mermó la producción agrícola, además de la carencia de agua.

Afganistán está en una encrucijada económica pues Estados Unidos congeló en sus bancos alrededor de nueve mil 400 millones de dólares de los activos del banco central de Afganistán.

La posición estadounidense empeoró la situación afgana y los precios de los alimentos y del combustible se duplicaron en momentos en que cientos de miles de personas se quedaron sin empleo y las actividades financieras disminuyeron drásticamente.

Mientras, el Banco Mundial bloqueó las cuentas de los proyectos de desarrollo en Afganistán y el Fondo Monetario Internacional suspendió el acceso a sus recursos, incluidos 440 millones de dólares en nuevas reservas monetarias.

Alrededor de 10 millones de niños afganos precisan asistencia humanitaria, apuntó la directora ejecutiva de Unicef, Henrietta Fore. Entretanto, millones de personas necesitan servicios esenciales, como atención de salud, campañas de vacunación contra la poliomielitis y el sarampión, nutrición, protección, refugio, agua y saneamiento, agregó.

About the author

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Deja un comentario