Nacionales Politica

Memoria de Hamlet Hermann (1)

Written by Debate Plural

La práctica, principal
criterio de la verdad

Hamlet Hermann (Hoy, 6-9-10)

El desorden en el tránsito de vehículos por la ciudad de Santo Domingo es ahora mayor que nunca antes. Nadie se atrevería a discutirlo. Ni siquiera las autoridades gubernamentales están en condiciones de presentar evidencias de que una sola de las estructuras construidas haya mejorado las condiciones del tránsito capitaleño.

Ni el Metro, ni los elevados, ni los túneles, ni los inservibles semáforos “inteligentes”. Nada ha funcionado como ellos dijeron que lo haría. La práctica, que es el principal criterio de la verdad, muestra que esas obras, junto a la falta de institucionalidad y el aumento de la corrupción, son los factores que han determinado el agravamiento del caos vehicular.

En la prensa uno puede apreciar cómo las autoridades andan siempre “al salto de la pulga”, dando “palos de ciego”, sin lograr mejoría del desorden que padecemos. Un día los agentes de AMET persiguen motoristas, luego hostigan a los camioneros, o a los que utilizan el teléfono celular desde vehículos privados. Para colmo de las imbecilidades, el actual director de la Autoridad Metropolitana de Transporte (AMET) se jacta de haber contribuido a  recaudar más de $200 millones a través de las multas impuestas por sus agentes a conductores de todo tipo. Quizás, a ese funcionario nunca se le ha ocurrido pensar que su mentalidad eminentemente represiva es la que alimenta el inmenso caos que sufrimos.

El editorial del periódico Diario Libre del viernes 3 de septiembre de 2010 no tiene desperdicio cuando dice: “La gente está hasta la coronilla con la incapacidad de las autoridades municipales y del Metro para resolver la situación del tránsito que se ha convertido en un grave problema ciudadano y económico para todos. El problema principal parece ser que no hay un plan.”

Sin embargo, también puede decirse que no parece que en realidad sean incapaces, tal como opina Diario Libre, sino que las órdenes provenientes desde el Poder Ejecutivo no están dirigidas hacia la solución de los problemas del tránsito sino a generar riquezas para tratar de perpetuarse en el poder político. Ese es el plan, sólo que no coincide con las necesidades de la cotidianidad de los dominicanos.

Una medida de por dónde anda la institucionalidad del sector transporte puede apreciarse en los reportajes de prensa. Se comenta sobre las crisis creadas por deficiencias en el Ministerio de Obras Públicas, en la Oficina Metropolitana de Servicio de Autobuses, en la Autoridad Metropolitana de Transporte, en la Oficina Técnica de Transporte Terrestre y se dan detalles de los problemas que esos organismos provocan.

Muchos han olvidado que el 11 de septiembre de 2005 se creó la Oficina para el Reordenamiento del Transporte (OPRET). Ésta, supuestamente, unificaría a todos los organismos relacionados con el tránsito de pasajeros en el territorio nacional. Pero, tal como se advirtiera desde el principio, ese mamotreto no fue nada más que un invento para imponer la construcción del Metro que había sido rechazado por la mayoría de los especialistas. Con sus dudosos manejos de las contrataciones sin supervisión adecuada, OPRET financiaría en lo adelante el reeleccionismo.

Ese decreto imponía funciones de empresa constructora a un absurdo institucional y entregaba en manos del cártel de la construcción el manejo absoluto de las inversiones en el sector transporte. Establecía la estructura corporativa para otorgar privilegios y preservar el poder político. Exageraron hasta llegar a concederle poderes que ya correspondían a otros organismos vigentes y a los Ayuntamientos. Aquel edicto presidencial, otorgaba al Director de esa institución la capacidad para gestionar préstamos en el país y en el extranjero sin tomar en cuenta las formalidades del Secretariado Técnico de la Presidencia y del Congreso Nacional. Una aberración, es cierto, aunque ha sido sumamente productiva para ese grupo.

En conclusión, las autoridades gubernamentales no están en condiciones de presentar evidencias de que una sola de las estructuras construidas haya mejorado las condiciones del tránsito capitaleño. Lo que sí han logrado es agravar el desorden en el tránsito, endeudar al país e incrementar los patrimonios de aquellos vinculados con la perpetuación en el poder del doctor Leonel Fernández. Lo cual fue siempre la esencia del plan generado desde el Poder Ejecutivo.

About the author

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Deja un comentario