Internacionales Salud

La pandemia deja una lección de humildad

Escrito por Debate Plural

Oscar Oramas Oliva (Rebelion, 27-5-20)

 

El Grupo de Puebla, la organización creada por líderes de América Latina y España, convocó a consolidar a la Primera Internacional Progresista para acordar retos, políticas y estrategias en un mundo que enfrentará cambios sustanciales a partir de la pandemia de coronavirus. La propuesta del Grupo de Puebla es para confrontar al neoliberalismo en épocas de pandemia, para movilizar a las fuerzas progresistas, empoderar a activistas y a colectivos y elaborar propuestas alejadas de las políticas neoliberales cuyo fracaso, consideran, quedaron en evidencia por la pandemia. En la medida en que sumemos esfuerzos, una articulación de fuerzas progresistas en distintas latitudes nos fortalecerá y otorgará una mayor perspectiva respecto de nuestros retos futuros partiendo de las asimetrías enormes que marcan a nuestras sociedades. En aras de tener mayor presencia en el debate internacional, el Grupo de Puebla también convocó a la Organización de Naciones Unidas (ONU) a realizar una reunión extraordinaria de la Asamblea General para discutir la gestión de la pandemia, siempre a partir de las premisas de equidad social y protección de los más vulnerables. Acorde con los basamentos progresistas, la organización reiteró la necesidad de entender a la salud como un bien público global, porque en caso contrario, tal y como se ha hecho hasta ahora, son los grupos más vulnerables los que terminan pagando los costos de la crisis. «No existe dilema entre salud y economía, pues es inviable pensar en una reactivación del consumo, del ahorro y de la inversión con la amenaza latente de la pandemia»

Loable iniciativa la anterior, que ahora reclama divulgación y captar nuevas adhesiones, para hacerla avanzar adecuadamente. Se trata de la necesidad de pasar de las palabras a los hechos, pues los seres humanos están cansados de declaraciones, y más, en una coyuntura tan compleja como la actual, en la que millones de personas han perdido sus empleos, la contracción económica ya es grande, cuando aún continúa creciendo el número de contagiados en el mundo.

La mitad del mercado mundial de producción y venta de medicamentos está controlada por sólo quince multinacionales. La producción y comercialización de medicamentos es un extraordinario negocio, cuyas miras están puestas ahora en la obtención de un producto que cure la Covid-19 o de una vacuna que prevenga la enfermedad. ¿Cuántos seres humanos en el mundo, no podrán acceder a dichos medicamentos? ¿Qué solución habrá para esa situación? La salud humana es una mercancía, en ese mundo. Todo ello pone sobre la mesa una lección, se precisa la mayor solidaridad posible, para vencer una pandemia, que nos engloba a todos por igual.

La pandemia nos ha dejado un legado de humildad, ha dicho el Secretario General de las Naciones Unidas y tiene toda la razón, pues nadie puede monopolizar la solución de la misma. Ha quedado demostrado que para avanzar en la solución es preciso mancomunar investigaciones y esfuerzos de todo tipo. Se hace preciso, que todos los infectados asintomáticos sean detectados, para lo cual es necesario establecer políticas y acumular recursos. El hecho reclama una articulación internacional.

Con más frecuencia hay informaciones de que se desconoce con exactitud, el número de muertos por el coronavirus, porque muchas personas no van a los hospitales por falta de recursos económicos y otros, porque no existen centros asistenciales. Si eso es así, como podemos estar seguros del número real de infestados. Es problema es muy complejo y reclama ayuda mutua, para enfrentarlo.

La conservación ecológica y la protección ambiental son tareas de primordial importancia para lograr restablecer el equilibrio del planeta. Estas políticas, de aplicación urgente e insoslayables, requerirán un análisis amplio sobre factores y medidas, ya adoptadas en las Conferencias de Cambios Climáticos, pero que algunos incumplen o buscan remedos para burlarlas.

El secretario general de la ONU, António Guterres, ha declarado este lunes 18 de mayo, que el planeta «está pagando un alto precio…Diferentes países han seguido diferentes, a veces contradictorias, estrategias y ahora todos nosotros estamos pagando un alto precio…Muchos países han ignorado las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud…como resultado, el virus se ha propagado por el mundo y ahora se está moviendo al sur global, donde su impacto puede ser incluso más devastador y corremos el riesgo de más picos y olas».

En ese contexto, Guterres señaló que la Organización Mundial de la Salud «es irremplazable», pero necesita más recursos para proporcionar ayuda a los países en desarrollo, declaró durante una reunión virtual de la Asamblea de Salud Mundial de la ONU.

Este virus no desaparecerá simplemente, por lo que el comportamiento personal de cada uno de nosotros determinará el comportamiento del virus. “Los gobiernos han hecho mucho (para limitar el virus) y ahora la responsabilidad recae en la población…Antes decíamos que la salud pública es importante para la economía. Ahora hemos visto que sin salud no hay economía, no hay seguridad nacional”, dijo el viernes el director de la oficina de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para Europa, el doctor Hans Kluge.

Lo anterior permite concluir:

  1. La OMS es fundamental para hacerle frente a esta pandemia y por tanto, son toxicas y peligrosas las declaraciones y amenazas de Trump contra la misma.
  2. Se hace necesario y es lo más racional que todos los países y las personas respeten las normas y políticas de la OMS, contra la pandemia.
  3. Todas las fuerzas políticas del orbe deben mancomunarse para enfrentar la pandemia y hacer posible que, los pobres tengan acceso a los medios que se requieren para ello.
  4. La época pos pandemia requerirá de reflexiones y acciones colectivas para encarar las consecuencias de la misma y la preparación ante nuevos eventos semejantes.
  5. Las epidemias que ha sufrido el planeta hasta hoy, han alterado a las distintas sociedades. ¿Hasta dónde llegaran los cambios de las sociedades actuales, especialmente aquellas que han sido inoperantes para encarar esta pandemia?

Acerca del autor

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Dejar un comentario

/* ]]> */