Cine Cultura

El apartamento

El apartamento
Escrito por Debate Plural
Rienzi Pared Pérez  (Listin, 4-2-17)

 

Existen cintas que desde su primer visionaje, el espectador se da cuenta que ha disfrutado una obra monumental. Este es el caso de  este drama con tintes de comedia, donde se hace reír a los espectadores para expresar, con esa risa, una gran verdad. Para lograrlo, solamente hay que tener un toque genial como lo hizo uno de los grandes directores de cine de todos los tiempos, Billy Wilder, con “El Apartamento” (1960), filme protagonizado por Jack Lemmon y Shirley MacLaine.

La trama se centra en la historia de C. C. Baxter (Jack Lemmon) un empleado simple pero con ambiciones de un cargo gerencial en su trabajo. La empresa donde labora es una compañía de seguros en la ciudad de New York. Él vive solo en un apartamento que presta a sus ejecutivos para que sostengan sus encuentros exmaritales con la esperanza de ganar puntos a su favor y lo tomen en cuenta para su ascenso. Los vecinos notan las entradas y salidas de las féminas, creyendo que su vecino, el humilde C. C. Baxter, es un verdadero don Juan, tildándolo de sinvergüenza y vividor de las mujeres.

En el edificio donde trabaja Baxter, conoce a la ascensorista Fran (Shirley MacLaine) de la cual se enamora; pero ella está locamente enamorada de un hombre casado que no es más que el jefe de Baxter, donde ellos acuden al encuentro amoroso en el mismo apartamento de su enamorado. Es una triada de sentimientos donde prima la ironía; el abuso sentimental y el aprovechamiento de las circunstancias por un lado; mientras que por el otro, está el amor sublime y sincero del joven Baxter.

Luego de un tiempo en la celebración de las fiestas navideñas de su oficina, Baxter se da cuenta que el “prometido” de su enamorada es su jefe; por lo que queda destrozado, y acude a un bar a ahogar sus penas. Cuando regresa a su apartamento, encuentra a Fran inconsciente por una sobredosis de pastillas; por lo que pide ayuda a su vecino, el Dr. Dreyfuss, y logran salvarla de su aparatoso intento de suicidio. Baxter logra su ascenso en el trabajo; pero se siente más solo que antes, ya que no es lo mismo saborear las mieles de su posible éxito sin la mujer a quien ama. Aprovechando el intento de suicidio de Fran (producto del rompimiento de su aparente prometido) Baxter trata de consolarla con la finalidad de conquistar el corazón de Fran, y el final es esperanzador.

La ambición o el arribismo en el trabajo para escalar posiciones tiene un costo, muchas veces, sin bases sólidas, y se encuentran en una línea imaginaria que puede caer por cualquier eventualidad; por lo que Baxter tiene todas las de perder; ya que si no complace a su jefe puede perder su empleo y, sin embargo, su amor por su compañera se interpone entre ellos como una daga firmemente clavada en su corazón.

El guion está perfectamente bien estructurado, y puede considerarse uno de los mejores guiones de todos los tiempos. Además, las actuaciones de Jack Lemmon y de Shirley MacLaine son antológicas, no sin antes, mencionar a Fred McMurray quien interpreta al jefe de Baxter, en un papel poco convencional en su trayectoria profesional.

La calidad de esta comedia ha perdurado para decirnos que las obras maestras, no importa de cual arte vengan, se mantendrán con el tiempo por la excelencia mostrada, y que pueden soportar el paso del tiempo para que permanezcan por siempre. Por eso, esta película es una joya de la cinematografía mundial, por el cual todo buen cinéfilo está obligado a ver.

ALGUNAS CURIOSIDADES DE LA PELÍCULA:

1) Este fue la última cinta en blanco y negro en ganar el Oscar a  la Mejor Película hasta que en el 2011 lo ganó “El Artista (The Artist)”. “La Lista de Schindler”  (1993), lo ganó en 1994; pero no era por completo en blanco y negro, ya que algunas escenas eran en color.

2) En ningún momento de la película aparecen al mismo tiempo los tres personajes principales (Baxter, Sheldrake y Fran). Quizás una forma muy elegante del director para no colocarlos frente a las cámaras para evitar la incomodidad de los sentimientos encontrados.

3) Los guionistas Billy Wilder e  I.A.L. Diamond ya tenían a Jack Lemmon en mente para hacer de Baxter cuando escribieron el guion. En una entrevista años después, Jack Lemmon lo confirmó.

4) Se dice que durante el rodaje de la escena en la Baxter duerme en Central Park bajo la lluvia, Billy Wilder tuvo que rociar a Jack Lemmon con anticongelante para evitar que se congelase.

5) La escena de la fiesta de Navidad en la oficina fue filmada realmente el 23 de diciembre de 1959, con el fin de atrapar al elenco en el estado de ánimo adecuado. Billy Wilder rodó casi todo en la primera toma.

6) La película fue nominada en diez categorías a los Premios Oscar, de las cuales se impuso en cinco: Mejor Película, Mejor Director, Mejor Guion Original, Mejor Dirección Artística y Mejor Montaje.

7) La historia se inspiró en el guion de NoÎl Coward para la película de 1945 “Breve encuentro”, de David Lean, una ampliación de su obra de teatro en un solo acto “Still Life”, de (1936).

8) La película está preservada en el archivo de la Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos.

Acerca del autor

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Dejar un comentario

/* ]]> */