Internacionales Politica

Una canallada de la oligarquía haitiana y de los cuerpos de inteligencia de los EU contra la viuda Moise

Written by Angel Moreta

Una canallada sucia la que hace la oligarquía haitiana, la CIA y otros organismos de inteligencia que actúan contra el pueblo de Haití y contra la viuda Martine Moise.

Al acusarla de ser presumible autora del asesinato de su esposo, los organismos extranjeros de inteligencia tratan de borrar y destruir moralmente a una persona que presumiblemente no tiene ni ha tenido conducta de servir a los intereses de la oligarquía haitiana ni a los intereses de los gobiernos norteamericanos y de las más de 20 agencias de esos gobiernos, dedicados al latrocinio, al robo de petróleo en varios países, tales como, por ejemplo, Siria, Irak, Venezuela, Libia y otros muchos países que explotan nuestros pueblos extrayendo la riqueza patrimonial de esos países.

El robo descarado del oro venezolano, más de 31 toneladas de oro puro, se encuentra secuestrado en Londres; el robo de empresas comerciales del Estado y del pueblo de Venezuela, tales como, las empresas Citgo y Manomero, respectivamente en EU y en Bogotá.

El asesinato y envenenamiento de gente y ciudadanos; el crimen misterioso contra personas inocentes; el apoyo a todas las acciones de los asesinatos y secuestros, son generalmente gerenciadas en beneficio de los Estados Unidos, que pasa de guerrero que mata a vendedor, de soldado a vendedor de armas, de miembro de las fuerzas armadas a traficantes de armas mortíferas.

El régimen del predominio del capitalismo y de las guerras casi todas acontecimientos provocados o dirigidos por las potencias hegemónicas imperialistas es resultado de la violencia manipulada a escala mundial.

Efectivamente los gobiernos occidentales del mundo capitalista agreden, destruyen y aperrean a los gobiernos del orbe subdesarrollado si estos pretenden no seguir más bajo la férula del capitalismo mundial.

La oligarquía haitiana en común acuerdo genocida con los organismos de inteligencia de los Estados Unidos participan del asesinato vandálico, bárbaro del presidente, en el cual se pasa de un escenario que dura hasta hoy.

Toma cobardemente el país en Haití ponen al culpable primer ministro Ariel Henry; encubren el crimen, destrozan las Constitución democrática de ese país, y ahora se salen con una acusación infame, inútil, sin pruebas de ninguna especie, contra la viuda del presidente Moise.

La viuda Moise sufre una acusación infame para limpiar a los verdaderos culpables, que son los Estados Unidos y sus organismos canallas y sectores de la oligarquía haitiana.

Deben coger otro camino y dejar de constituirse en juez y parte. Mantienen la “esclavitud” al pueblo, a la nación y al Estado haitiano desde hace más de 100 años jugando con el pasado, el presente y el futuro de Haití. Hacen el juego que ellos quieren. Asesinan al presidente y luego participan de la búsqueda de una o un culpable que no tiene nada que ver con el hecho.

Es una ignominia que indica que el propósito del crimen aquí analizado fue encubrir los acontecimientos y los hechos verdaderamente ocurridos. El propósito del Estado destructor y despedazador de Estados Unidos. Es encubrir que ellos participaron del hecho criminal abominable porque el presidente Moise buscaba fortalecer relaciones comerciales con Rusia y China para salvar a su pueblo de la hambruna y la pobreza, teniendo y desarrollando relaciones productivas con todos los países del mundo. Recordamos que la República de China Popular ofreció unos 30 mil millones de dólares para iniciar la restauración de Haití.

La acusación formal de la viuda de Juvenel Moise por parte de un juez que supuestamente investiga el asesinato del presidente Juvenel Moise, perpetrado en julio de 2021, que emitió un informe final en el que acusa formalmente a Martine Moise, al ex primer ministro Claude Joseph y al ex director de la policía nacional de Haití Leon Charles, entre otros, constituye una verdadera perversión de la verdad, confundiendo y adocenando el caso para que nunca más se sepa lo que realmente motivó el hecho de homicidio y magnicidio.

Son acusaciones que nacen desacreditadas y que se esperan que originen enfrentamientos enormes y grandes dificultades debido a un repunte en la violencia de grupos armados. Haití vivió recientemente una serie de protestas en la que se exigía la renuncia del primer ministro Ariel Henry.             

About the author

Angel Moreta

Angel Moreta, jurista, sociólogo, y filósofo; Profesor-investigador de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), República Dominicana, Autor-Editor de Debateplural.

Leave a Comment