Cine Nacionales

El fantasma del paraíso

Written by Debate Plural
Rienzi Pared Pérez (Listin, 18-8-18)

Existen obras que sin importar su calidad se convierten en “películas de culto”. El significado de esta definición es aquella que ha adquirido alguna clase de reverencia popular, ya sea por su formato, producción, trama o significado histórico. Poseen ideas que llevan a polémicas o presentan contenidos visuales alejados de convencionalismos estéticos o narrativos.

Este es el caso de nuestro artículo con la única condición que esta película fue incrementando su aceptación popular; ya que su estilo musical atrajo una gran cantidad de cinéfilos que todavía sigue captando adeptos.

El musical “El fantasma del paraíso” (1974), fue dirigido por Brian De Palma (“Carrie”; “Caracortada”; “Los Intocables”; “Carlito’s Way”) y su trama se concentra en Winslow Leach (William Finley), quien es un compositor cuya obra ha sido robada por Swan (Paul Williams) un poderoso empresario de la industria de la música quien posee un teatro denominado “El Paraíso”.

Pues bien, Swan entiende que debe de quitarse de encima a Winslow, y conociendo el poder que posee, logra encarcelarlo; pero este último logra fugarse y trata de reconquistar su obra. Cuando se encuentra en el Estudio de Swan tratando de paralizar el uso de su obra, éste sufre un accidente que queda desfigurado en el rostro por siempre.

Esta sed de venganza conllevará a Winslow, a buscar la manera de reconquistarlo todo, afincado en su odio que sería la fuerza de su objetivo. En la película viene a combinarse una serie de elementos importantes que se destacan: el narcisismo; pacto con el demonio; megalomanía; poder y el odio. El filme vendría a ser una fusión o adaptaciones de las obras: “El fantasma de la ópera”; “El retrato de Dorian Gray”; “Fausto” de Goethe y de “Nuestra señora de París”.

La debilidad del ser humano es capaz de llevarlo por los caminos oscuros de la inmoralidad, con la finalidad de poder alcanzar sus deseos. No importa lo que tenga que hacer, si el objetivo es compensado por sus acciones.  En la película vemos esa mezcla de sentimientos negativos conllevando a Winslow tratar de levantarse como el ave fénix de sus cenizas, dentro de ese oscuro hoyo negro de la maldad representado por Swan.

Como hemos descrito, la película muestra toda una serie de cuestiones morales que para el estilo de una ópera rock fue sumamente novedoso por parte de su director. Las canciones reflejan todo el entramado del guion, y básicamente se destaca en ella, el colorido, la escenografía, y una coreografía con los bailarines que ha hecho a una legión de seguidores que la haya convertido en una obra de culto.

“El fantasma del paraíso” es paradigmática y diferente; por lo que es una película para un público muy particular, dado que en su desarrollo se emplea la parodia y la sátira, mostrándonos el oscuro mundo de la industria de la música con todos los elementos de la baja condición humana.

Curiosidades:

((A pesar de la gran expectativa creada por este filme antes y después de su estreno, a fin de cuentas devino en un notable fracaso comercial.

1)    “EL FANTASMA DEL PARAÍSO” tuvo un reparto de actores poco conocidos debido al bajo presupuesto que era de un millón y medio de dólares de la época.

2)    MÚSICOS Entre esos actores cabe mencionar al compositor y actor Paul Williams, William Finley (en el papel de Winslow, el desdichado músico rock que luego se convierte en el Fantasma) o Gerrit Graham (en el papel de Beff, el frankensteiniano cantante de rock).

3)    AUDICIÓN El director artístico Jack Fisk era, por aquella época, novio de la que hasta el día de hoy es su esposa, Sissy Spacek. Spacek se presentó a la audición para el papel de Phoenix y, al igual que Linda Ronstadt, perdieron al ser elegida la joven actriz Jessica Harper.

4)    JUVENTUD Jessica Harper contaba con 24 años cuando participó en “El Fantasma del Paraíso” y tan solo había rodado con anterioridad un cortometraje titulado “The Garden Party” (1973) – dirigido por Jack Sholder.

5)    PLAGIO Los productores tuvieron además, problemas jurídicos; ya que la Universal Pictures había acusado a la 20th Century Fox de plagio porque era una copia de su película “El fantasma de la Opera”.

6)    CANADÁ A pesar de su gran fracaso en taquilla, la única localidad del mundo donde “El Fantasma del Paraíso” fue un éxito arrollador tuvo lugar en Winnipeg (Canadá). Aquí permaneció cuatro meses ininterrumpidos en cartel cuando se proyectó en 1975 y más de un año de su reestreno.

7)    PREMIACIÓN. La película fue nominada a un Oscar a la mejor banda sonora adaptada (Paul Williams y George Aliceson Tipton) y ganó el Gran Premio del Festival de Cine Fantástico de Avoriaz de 1975.

8)    TRASCENDENCIA. Con el transcurrir de los años esta cinta se ha convertido en una película de culto.

9)    VENTAS. Sólo allí se llegaron a vender 20.000 copias de la banda sonora, y hasta Paul Williams dio un concierto en dicha ciudad en junio de ese año, que no hizo sino aumentar la fiebre por la película y alinear su actual estatus de obra de culto.

About the author

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Leave a Comment