Economia Nacionales

Subsidios para mitigar la pobreza

Written by Debate Plural
Layza Sierra (Listin, 20-5-16)

 

El nacimiento de los programas de subsidios sociales en República Dominicana coincidió con una gran crisis económica que afectó a la nación en el 2003. A partir de entonces, más de un millón de dominicanos son beneficiados con los programas de asistencia social que realiza el Gobierno, a través de la Administradora de Subsidios Sociales (ADESS).

Sin embargo, estas iniciativas no deben ser vistas como una solución definitiva a la pobreza o como una “limosna glorificada”. Con ese planteamiento coincide la economista Jacqueline Mora, quien al ser consultada por LISTÍN DIARIO, expresó: “Es claro que este tipo de programas no está para eliminar la pobreza, es un sistema que viene dado por una realidad de existencia de esta y que está concebido para mitigar los efectos que tiene”.

La economista valoró como positiva esta asistencia que realiza el Gobierno, pero consideró que hay que tener pendiente a quién se le entregan estos beneficios para no perpetuar el círculo de la pobreza. “Creo que esos sistemas como están concebidos, su naturaleza y lo que promueve es adecuado, pero si no se hace una locación efectiva para identificar quién realmente lo necesita, entonces van a aprender a perpetuar ciertos elementos de la pobreza”, dijo.

Transformación
El director del ADESS, Ramón González, indicó que los subsidios sociales que maneja la institución son parte de un programa socioeducativo que busca la transformación de la familia dominicana. “El trabajo que se realiza es más que simplemente darle recursos a través de la Tarjeta Solidaridad para comprar alimentos. La lucha contra la pobreza no es solo la transferencia. Buscamos una transformación socioeducativa, un acompañamiento (…) Buscamos que rompan con el ciclo transgeneracional de pobreza”, expresó González.

Qué son y para qué sirven
En el país, los subsidios sociales que están bajo la sombrilla de la Red de Protección Social de la República Dominicana han sido diseñados para reducir la pobreza extrema y ayudar a mejorar la calidad de vida de los sectores más desposeídos económicamente y otros sectores vulnerables de la sociedad dominicana. Existen alrededor de 10 subsidios sociales, los cuales se dividen en condicionados y no condicionados.

Subsidios condicionados
Estos, como lo indica su nombre, están sujetos a una serie de condiciones que el beneficiado debe cumplir para poder recibirlo. El director del ADESS explicó que las dos condiciones principales son la de educación y salud.  “Para que una familia pertenezca a estos programas, los hijos deben cumplir con una buena asistencia y rendimiento escolar. Asimismo, los padres de esos niños deben cumplir con llevarlos a sus citas médicas, a vacunarlos y asegurarse de que mantienen buena salud, si esto no se hace, violentan las condiciones del programa y son suspendidos hasta que demuestren el cumpliento”, dijo González.

El más conocido es el Programa Comer es Primero (PCP), el cual otorga una ayuda económica mensual a cada jefe o jefa de la familia beneficiaria para adquirir alimentos de acuerdo a una canasta básica determinada.

Su objetivo es complementar la alimentación básica de los hogares en situación de pobreza con la condición de que la futura madre asista a chequeos clínicos de su embarazo y se lleve periódicamente al médico a los niños del núcleo familiar para medir su peso y talla, garantizando así el seguimiento a su desarrollo físico y buena salud.

Otros subsidios condicionados son: Incentivo a la Asistencia Escolar (ILAE), Bono Escolar Estudiando Progreso (BEEP), Incentivo a la Educación Superior (IES), entre otros.

Incentivos no condicionados
Estos están dirigidos a personas de escasos recursos pero que no necesitan cumplir ciertas condiciones para recibirlos. Entre estos están: Programa Protección a la Vejez en Pobreza Extrema: corresponde al Consejo Nacional de la Persona Envejeciente (CONAPE), a través del cual las familias pobres beneficiarias de PCP, con personas envejecientes que no reciben pensión ni se encuentran trabajando, reciben transferencias en efectivo sin tener que cumplir ninguna condición en específico. Otros no condicionados son el Bonogas y Bonoluz.

Estadísticas
El monto total de los subsidios al 2015 en República Dominicana ascendió a RD$79,717,228,325 dividido entre más de un millón de beneficiados a través de aproximadamente 10 programas de asistencia social, de acuerdo a los datos colgados en la página web del ADESS (adess.gov.do).

De este total de recursos que son destinados a los subsidios sociales, el Programa Comer es Primero acapara más del 50%. Existen alrededor de 6,000 establecimientos de colmados, economatos y envasadoras de gas que están registrados para participar en la venta de productos subsidiados. La mayor cantidad de los beneficiados y de establecimientos se encuentran entre el Distrito Nacional y la provincia Santo Domingo.

About the author

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Deja un comentario