Cultura Libros

Blasco Ibáñez, un best seller del siglo XIX

Written by Debate Plural

Marcio Veloz Maggiolo (24-2-17)

 

Valencia y toda Cataluña dedican este año de 2017 al ciento cincuenta centenario del nacimiento del novelista, político, notorio liberal republicano, orador de palabra encendida y destacado articulista anticlerical Vicente Blasco Ibáñez, cuya obra literaria abarcó los finales del siglo XIX hasta poco más del primer cuarto del siglo XX convertida en la del primer escritor de lengua española que, gracias a millares de lectores gozosos de sus producciones y de su imaginación, le admiraron como un narrador con la garra de los grandes autores del siglo del mismo XIX.

En el 150 aniversario del universal Blasco Ibáñez, aun nos preguntamos cómo el autor de más de 50 novelas que alcanzaron la calidad de best sellers logró el gusto de una época, convirtiéndose algunas de sus obras en temas cinematográfi cos exclusivos de Hollywood, siendo gran amigo de muchos de los actores y directores del momento.

Blasco Ibáñez logró penetrar con sus temas las barreras del naciente cine norteamericano y fue el predecesor de la temática latina en el mismo, como lo revelaron los éxitos de Sangre y arena, La barraca, y Los cuatro jinetes del Apocalipsis.

Su obra titulada El Caballero de la Virgen (1929) es de las pocas novelas históricas escritas sobre Alonso de Ojeda. Aunque poco conocida, algunos críticos la consideran desde el punto de vista de la recolección de datos y del curado orden de la misma, como una de las más acendradas sobre el segundo viaje de Colón y los confl ictos del mismo durante su enfermedad y azarosa permanencia en La Española La escena de la captura de Ojeda tiene sin dudas rasgos que podrían considerarse cinematográfi cos. Blasco, que ya para esa época estaba ligado a Hollywood, debió haber pensado en un fi lme para una escena como la captura ingeniosa de Caonabo y su traslado atado delante de su captor cuerpo contra cuerpo mientras ocho jinetes se abrían paso asombrando la decisión de los indios de ver al guamiquina caribe llevado casi como una carga de andullo o de casabe.

La obra narrativa de Blasco era muy conocida en Santo Domingo y uno de los autores más leídos en el siglo XIX, pero su fama se hizo explosiva ya en 1916, con la novela titulada Los Cuatro Jinetes del Apocalipsis, donde inteligentemente usa el tema en 1915, de la inminente presencia del confl icto mundial de 1914, creando signos cabalísticos que su modo eran representantes de los males que la sociedad mundial afrontaría simbolizados en cuatro caballos signos como lo eran el caballo blanco, propagación del Evangelio, el rojo representativo de algún modo de la guerra desatada en principio las religiones, el bayo, representante de la muerte como futuro, el ceniciento, o portador de la muerte. Esta novela simbólica, dada su forma críptica, penetró profundamente en las conciencias de la época.

Más de treinta de sus novelas fueron traducidas. Dueño una cultura enciclopédica, Blasco Ibáñez representó una en la que coincidió con algunos integrantes de la llamada Generación del 98, cuyos autores no le tomaron mucho en cuenta, dada su torrencial producción a veces desordenada. Hoy los 150 años de su nacimiento Blasco Ibáñez es retomado por la crítica, revisado y valorado justamente como un escritor que superaba con sus libros y su vida el tiempo que le toco vivir.

About the author

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Deja un comentario