Internacionales Politica

Estados Unidos: Las confesiones de un bandido (I)

Escrito por Debate Plural

Tony López R.  (Aporrea, 23-6-20)

 

Un enorme escandalo ha provocado el anuncio del ex secretario de Seguridad Nacional del gobierno de Donald Trump, John Bolton, al dar a conocer que hoy martes 23 de junio, será presentado al público su libro «Room Where in Happended» (La habitación donde sucedió).

Este libro recoge, las confesiones de Bolton, sobre temas de política interna y externa del gobierno de Trump, que supuestamente contienen delicadas y comprometedoras informaciones de carácter secretas y planes de acciones de Estados Unidos hacia otras naciones como Venezuela.

Y en política interna pedir a una gran potencia como China, que le apoye en su reelección, algo similar a lo que hizo con el presidente de Ucrania. Revela además, otros espinosos temas relacionado con la Seguridad Nacional en torno a las reservas y críticas de Trump, hacia sus aliados de la OTAN y a la Unión Europea.

Al conocer la noticia de la publicación del libro, la reacción del inquilino de la Casa Blanca no se hizo esperar y lanzó todos sus dardos contra su antiguo amigo y asesor, acusándolo de estar resentido y que de salir a la luz pública dicho libro, violaría la Seguridad Nacional y las leyes estadounidenses. Presentando una petición ante el Fiscal General de la Nación, para que prohíba su publicación y venta, la que fue desestimada por un juez estadounidense que la autorizó.

John Bolton

Agradezco a mi colega y amigo el prestigioso periodista Dick Emanuelsson quien me hizo llegar un breve resumen de la traducción del capítulo relacionado con Venezuela y que a continuación les doy a conocer, tal como sugiere Dick, «hay que leerlo como se lo merece con distancia social, por su veneno y sus ganas de ir a la guerra contra todo lo que huela a progresismo, democracia e ideas revolucionarias». «Porque se trata de un autor fascista de los más puros». «Este personaje es la expresión de muerte y sangre y todo lo malo que quieras en la existencia del planeta». Y yo le añado, Adolf Hitler, autor del libro MI LUCHA, se quedó pequeño, ante las ideas y pensamiento fascistas de Bolton y Mike Pompeo.

Pero mas que eso en su largo capítulo de 84 páginas sobre Venezuela, Bolton manipula hábilmente lo que va describiendo, apareciendo él y Pompeo, como los defensores de eliminar el régimen de Maduro, pero no por la vía militar, sino por la vía de las presiones políticas, diplomáticas y sanciones económicas, mientras que Trump se inclinaba más al uso de la fuerza militar, o sea todo lo contrario a lo que más abajo describo. Esto demuestra el tipo de bandido al que nos encontramos en este libro.

Según narra Bolton en su libro, «la intervención militar de Estados Unidos a Venezuela, no se produjo porque el presidente Trump, «vacilo y cancaneo» lo que exacerbó los desacuerdos internos del gobierno en lugar de resolverlos, e impidió, en reiteradas ocasiones, nuestros esfuerzos de aplicar una política. Para acabar con el régimen ilegal de Venezuela uno de los más opresivos del hemisferio occidental». O sea, la crítica de Bolton a Trump fue su debilidad al «vacilar y cancanear» en no invadir militarmente a Venezuela y ahogar en sangre al pueblo venezolano, tal como él lo refleja en su libro.

Eran Bolton y Pompeo los que presionaban para acciones más fuertes e incluso militar contra el gobierno del presidente Maduro y es de allí que sale la famosa frase de Trump de que «todas las acciones están sobre la Mesa incluyendo la militar». Tampoco es que Trump no tenga actualmente esa opción bajo la manga, pero en la medida que el tiempo ha avanzado la Revolución Bolivariana se ha hecho más fuerte y consolidada, con unas fueras armadas unidas en torno a un fuerte gobierno cívico-militar, como muy bien ha manifestado su Presidente.

Mike Pompeo y él, eran del criterio de invadir a Venezuela y Trump obviamente, no es que se mantuvo vacilante y por eso no se ejecutó esa operación, no, era evidente que no había consenso en el gobierno, al menos el Secretario del Tesoro no estaba de acuerdo y tampoco Trump confiaba en las posibilidades de Guaidó. Ojo esto es un hábil manejo de Bolton para enfrentar a la oposición venezolana en EE.UU contra Trump.

No tengan la menor duda de que esa opción sobre la mesa, como siempre lo ha reafirmado Trump, es la salida militar, por algo mantienen tropas norteamericanas en Colombia y por cierto no especializadas en lucha contra el narcotráfico. Estas tropas estan especializadas en desembarcos aéreos e intervenciones militares, en territorio que ellos consideran enemigos.

El gobierno de Duque está decidido a contribuir a esa intervención aunque ponga en grave riesgo la seguridad de su país, las graves pruebas que tiene EE:UU de los vínculos de altos funcionarios colombianos incluyendo a Álvaro Uribe con el narcotráfico, los obligan a obedecer las órdenes de Washington. Los últimos escándalos de la ex senadora Aida Merlano que han silenciado y del Ñeñe Hernández, y del serial el Matarife, han venido a corroborar toda esa espeluznante tragedia para el pueblo neogranadino.

En primer lugar, Bolton miente, en Venezuela «no hay un gobierno ilegal, y uno de los más opresivo del hemisferio occidental», esa es la matriz de opinión que Estados Unidos ha instalado en la opinión publica en nuestra región y en buena parte de Europa, utilizando los medios hegemónicos al servicio de la política de Estados Unidos.

Mucho antes del triunfo electoral del presidente Nicolás Maduro en mayo del 2018, el gobierno de Barak Obama, en el año 2015 había decretado la Orden Ejecutiva de considerar a Venezuela una amenaza inusual a la Seguridad Nacional de EE: UU, a partir de esa fecha y meses antes, Washington había decidido respaldar y alentar acciones terroristas de la oposición contra el gobierno bolivariano de Venezuela, con el objetivo de derrocarlo.

Es así como se organizaron las guarimbas, asesinatos de chavistas y personas inocentes, intentos de magnicidios, sanciones de todo tipo y bloqueo económicos y las acciones políticas diplomáticas orquestada por Luis Almagro en su condición de Secretario General de la OEA, cuyo fin era aplicar la Carta Democrática y legitimar una intervención militar humanitaria a Venezuela.

Esas acciones causaron destrucción y muertes, los líderes de esas acciones Leopoldo López, Henrique Capriles y María Corina Machado, Julio Borges y otros lidercillos vinculados a las mafias venezolanas y a los narco-paramilitares colombianos, siguen disfrutando de la cobija de Estados Unidos, la Unión Europea y la OEA.

Desde entonces, todas estas operaciones terroristas, incluido el desembarco de mercenarios gringos han fracasado, aunque aún, el ilegal Grupo de Lima integrado por 11 países latinoamericano y uno caribeño, continúan junto a Almagro en su Plan y el pasado 11 de junio, declararon que desconocían al nuevo Consejo Nacional Electoral venezolano, integrado por nuevos miembros provenientes una parte de ellos de la oposición, como siempre obedeciendo las instrucciones de Estados Unidos.

Resultará, muy interesante, cuáles serán la reacciones de estos países títeres, ahora con este nuevo escandalo que involucra a Trump, en el libro que publicará Bolton, al presentarse e inesperado cambio en el pensamiento del presidente Trump, al declarar al sitio web de noticias Axios acreditado en la Casa Blanca, el pasado viernes 19 de junio, que está abierto a reunirse con el presidente Nicolas Maduro y que sugirió tener dudas sobre su reconocimiento político al diputado opositor, Juan Guaidó, información no desmentida por Trump ni por el vocero de la Casa Blanca.

Tumnp añadió que «Tal vez pensaría en eso, a Maduro le gustaría reunirse. Y nunca me opongo a las reuniones, ya sabes, rara vez lo hago» afirmó. Es interesante el criterio de Trump sobre Guidó, que precisamente se recoge en el libro de Bolton, quien asegura que «Trump consideraba débil a Guaidó a diferencia de Maduro que consideraba era un hombre fuerte».

El hecho político importante de estas declaraciones de Trump, es el retiro del apoyo y descalifica a Guiadó como candidato de Estados Unidos. Se concrete o no una reunión del presidente Donald Trump con Nicolás Maduro, quien por cierto desde hace mucho tiempo se ha pronunciado, y ha dicho no tener ningún problema en reunirse con Trump y solucionar las diferencias por la vía del dialogo.

El presidente Maduro sabe y conoce perfectamente los intereses del inquilino de la Casa Blanca, es un bolivariano, chavista y un revolucionario convencido, jamás cederá en alguna propuesta que vaya en contra de esos principios, los de su pueblo y de la unidad cívico-militar y lo ha demostrado, pero una reunión, no para que el presidente Maduro abandone la presidencia, como al parecer es la intención de Trump. Ofrecerle una salida benevolente y honorable. Sí esa es su idea como publicó en un twiter, el señor Trump no tendrá seguramente la más mínima posibilidad de reunirse con el presidente Nicolás Maduro.

Me temo que no demorara mucho tiempo en manifestarse el retiro de apoyo de los países títeres e incluso de la Unión Europea a Guiadó. Y quedara hecho trizas el violatorio reconocimiento de estos países a un inexistente Gobierno, solo en la cabeza de Guiadó, un tonto útil usado por Estados Unidos y ahora despreciado.

Las confesiones del bandido Bolton, pueden provocar un sunami político en Estados Unidos y tendrá repercusiones en las elecciones de noviembre, no debe extrañar que lejos de perjudicar a Trump le favorezcan, si se operan los cambios que Trump ya anunció, es todo un enigma, porque en EE:UU resulta muy complicado hacer pronostico todo está muy condicionado a lo que opinen los medios de prensa cuya influencia en un sector de la opinión pública es manifiesta.

Esperemos, porque hace muchos años el comandante Ernesto Ché Guevara, dijo al imperialismo no se le puede creer ni tantico así.

Acerca del autor

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Dejar un comentario

/* ]]> */