Internacionales Salud

En China, la batalla continúa

Avatar
Escrito por Debate Plural

Carlos Miguel Pereira Hernández (CTXT, 22-3-20)

 

Como ya conocen, las alentadoras noticias de los últimos días en China que indican avances sustanciales hacia el control de la propagación del virus a nivel del territorio continental, unido al reforzamiento de las medidas de cuarentena en las grandes ciudades para detener el repunte de nuevos casos “importados” desde el exterior, reflejan cambios importantes en el escenario que hemos vivido en las últimas semanas.

Mientras ciudades como Wuhan y otras, consideradas epicentro o zonas más afectadas por la epidemia pudieran avanzar hacia una flexibilización gradual de las medidas de cuarentena impuestas, otras como Beijing y Shanghai deberán mantenerse bajo estrictas medidas de cuarentena obligatoria para los que lleguen por vía aérea desde el exterior. Ello implicará ajustes en las rutas aéreas, con escalas previas en otras ciudades e incluso cambio en los destinos previstos de vuelos internacionales, como parte de las medidas que se adoptan para controlar el repunte de nuevos casos llegados desde el exterior. Sólo se reportaron en Beijing seis nuevos casos por esta vía.

La situación en Hong Kong, Taiwán y Macao aún sigue siendo complicada, más allá de que la tendencia al incremento de nuevos casos también registra una alentadora desaceleración.

Como es conocido, la situación de todos nuestros compañeros y familiares en China se ha mantenido sin cambios ni incidencias, en gran medida gracias al esfuerzo mancomunado de todos y la disciplina mantenida en el cumplimiento de las medidas indicadas. Sin embargo, mientras la situación aquí mejora después de dos meses muy críticos, en el resto del mundo, incluyendo nuestro país, tiende a agravarse y hacerse más crítica. Es por ello que debemos redoblar los esfuerzos para no comprometer lo alcanzado, evitar confiarnos y al mismo tiempo, prepararnos para un retorno gradual a la normalidad.

Han sido estos días intensos, en el que además de cuidarnos y preservar al máximo la salud de nuestro colectivo, ha sido necesario desplegar una intensa batalla por la verdad en nuestras redes, para cerrarle el paso a la mentira y la manipulación que han demostrado ser virus más contaminantes y letales que el propio COVID-19. Desde nuestras páginas en diferentes plataformas respondimos a incrédulos y manipuladores sobre el uso exitoso de aplicaciones nebulizadas del interferón cubano fabricado en la planta Changheber, tanto desde el punto de vista preventivo por parte del personal médico chino antes de atender a los pacientes como en el propio tratamiento de los pacientes infestados con el virus.

Hace tan solo unos días, cuando nos encontrábamos en medio de esa otra batalla, de manera inexplicable, Facebook, basado nuevamente en sus cuestionables algoritmos, borró de manera sorpresiva la página oficial de nuestra embajada, desde la que veníamos informando al mundo de manera objetiva y sistemática lo sucedido en estos largos meses de epidemia, la situación de nuestros compatriotas y el quehacer de la misión diplomática y los consulados en la República Popular China.

Sin embargo, el compromiso de Cuba con la verdad no podrá ser borrado nunca ni con todos los click del mundo. Apenas 24 horas después una nueva página fue creada desde la que hemos seguido y seguiremos divulgando al mundo nuestro quehacer bilateral, así como reiterando nuestro apoyo y reconocimiento al pueblo y el Gobierno chinos, y a actos tan humanistas como la decisión de recibir en territorio cubano al crucero británico infectado con COVID-19 para posibilitar que sus pasajeros pudiesen regresar a sus países de origen o la decisión de China y Cuba de enviar brigadas médicas y de reforzar la cooperación internacional como única manera efectiva de ganar esta batalla por la vida.

Tomando en cuenta la evolución que va teniendo la situación en China, la embajada, los consulados generales de Shanghai y Guangzhou, las oficinas de representación cubanas y el personal antillano que cumple misiones oficiales se mantendrá implementando las medidas previstas, las cuales toman en cuenta la persistencia del peligro y el llamado al cumplimiento estricto de las medidas para evitar el contagio, en medio del regreso gradual a la normalidad.

En la sede de la embajada se mantendrá funcionando el puesto médico, con los servicios del equipo médico que se encuentra entre nosotros, que continuará apoyándonos en la importante tarea de brindar orientación y asesoría médica, y además en el cumplimiento del protocolo médico establecido desde el inicio de la epidemia, que en las actuales condiciones epidemiológicas de nuestro país, adquiere una importancia aún mayor a fin de garantizar que los nacionales que viajen a nuestro país cumplan de manera estricta con el mismo. La ejecutoria impecable de dicho protocolo ha permitido que decenas de nuestros compatriotas hayan regresado al país con buen estado de salud y no se hayan reportado hasta el momento ningun caso de contagio proveniente de China.

Tal como se ha informado por diferentes vías, todos los cubanos que tengan previsto regresar al país en los próximos días también deberán cumplir estrictamente el protocolo médico indicado, para lo cual deberán ponerse en contacto con la oficina consular correspondiente y el puesto médico.

Por otra parte, tomando en cuenta la evolución de la situación y el restablecimiento gradual de las labores presenciales por parte de las instituciones chinas, a partir de mañana lunes 23 de marzo la embajada y consulados cubanos en China comenzarán a retomar sus labores de forma presencial, lo cual se hará de manera flexible según la situación de cada localidad y en coordinación con los respectivos jefes de oficina y consulados según las prioridades a acometer.

En el caso de la Embajada será obligatorio el cumplimiento inmediato de las siguientes medidas:

  • El uso obligatorio de máscaras.
  • Una vez que se llegue al parqueo y antes de entrar a las oficinas, tomarse la temperatura en el puesto médico.
  • Se desinfectarán las manos y los zapatos en la entrada de la embajada.
  • No se permitirán visitas entre oficinas y sólo las reuniones debidamente autorizadas y coordinadas por la dirección de la embajada y con las medidas debidamente tomadas.
  • No usar vasos, tazas, ni cucharas de uso común. Cada compañero debe tener y usar los propios.
  • Los encuentros y reuniones con personal externo se analizarán casuísticamente y con debida autorización previa, y se realizarán cumpliendo estrictamente las medidas indicadas.
  • Es necesario que las oficinas se mantengan limpias y aireadas al menos dos veces al día durante 30 minutos cada vez.
  • La Oficina Consular en Beijing y los consulados generales en Shanghai y Guangzhou continuará brindando servicios como hasta ahora. Se pueden incorporar las secretarias siempre que se prevean servicios para los que sean necesarias y con el cumplimiento estricto de todas las medidas, incluyendo el uso del nasobuco de manera permanente. Los consulados tienen que poseer de manera permanente todos los recursos que aseguren la prevención y la desinfección oportuna.

En el caso del grupo de estudiantes que cursan estudios en diferentes centros de educación superior chinos, seguirá observándose el cumplimiento general de estas medidas, las cuales deberán adecuarse a las características de cada centro universitario y las decisiones que se vayan anunciando por las autoridades correspondiente respecto al presente curso escolar. Por el momento, las autoridades chinas recomiendan a los estudiantes que se encuentran en el exterior no regresar a China hasta tanto se indique lo contrario.

A la comunidad cubana residente, le reiteramos que la embajada y sus consulados se mantendrán como hasta ahora, abiertos y en permanente comunicación con ustedes, para asistir y apoyar en lo que resulte necesario. Tan pronto como la situación lo permita nos reuniremos para, entre todos, pasar balance de lo acontecido en estos días, en los que la unidad y la cohesión de todos, se convierte en el principal derrotero posible y necesario hacia el futuro.

A todos ustedes, no importa la tarea o misión que los haya traído a China o el estatus migratorio que hoy tengan, les reitero, a nombre de la dirección de nuestra Embajada, que ha sido un verdadero honor haber compartido estos difíciles días con ustedes, en los que hemos hecho realidad el llamado permanente del presidente Miguel Díaz-Canel Bermúdez a “pensar como país”, al tiempo que les felicito por la ejemplar actitud mantenida, que nos va permitiendo arribar poco a poco a la meta y aportar la cuota que nos corresponde en la batalla que se libra. No exagero si digo que ustedes han estado a la altura de nuestro siempre aguerrido pueblo y también del hermano y estoico pueblo chino.

La solidaridad recíproca entre chinos y cubanos ha estado siempre presente en la historia común de nuestros pueblos. Son muchas e incontables las páginas escritas a lo largo de estos años, en que cada parte no ha escatimado tiempo ni esfuerzos en apoyarse y tenderse mano mutuamente, en medio de situaciones de desastres, de epidemias, de campañas mediáticas, y de manifestaciones de odio y guerra económica sin precedentes.

También estos han sido días de profunda solidaridad y apoyo mutuo. Cuba no sólo ha estado entre los países de vanguardia en el apoyo y reconocimiento a la épica batalla librada por China, que ha sido también una cruzada por el mundo, sino que ha brindado también su aporte concreto y solidario de múltiples maneras, incluyendo el trabajo conjunto de expertos que han unido esfuerzos en el desarrollo de nuevos medicamentos o terapias para el enfrentamiento de una enfermedad que, más allá de anuncios y predicciones, continúa siendo peligrosamente desconocida. Asimismo, médicos chinos y cubanos trabajan codo a codo hoy en tareas de enfrentamiento a la COVID-19 en la región de Lombardía, Italia, una de las más afectadas en ese país.

Más recientemente, tras la aparición de los primeros casos del nuevo coronavirus en el país, hemos sentido el acompañamiento humano y solidario del gobierno y de las autoridades chinas, entre las primeras nuevamente, al igual que de su pueblo, de sus empresas, instituciones y amigos en general, a quienes hacemos llegar nuestro más profundo agradecimiento. De manera creciente, nos contactan desde todas partes de China para hacernos llegar sus muestras de aliento y apoyo y su confianza en la capacidad de nuestro país y de su sistema sanitario para enfrentar la COVID-19.

Como ha sido anunciado ya por las autoridades chinas, se encuentra listo un importante donativo gubernamental, que se unirá a otros que generosamente harán llegar empresas chinas con largo historial de vínculos con la Isla, entre los que se encuentran equipos, insumos y otros de gran valor práctico que reforzarán la probada capacidad de actuación del sistema de salud cubano, siempre enfocado en la preservación de la vida del pueblo. A ello se une también un modesto donativo que prepara la comunidad de cubanos residentes a través de la Asociación de Cubanos Residentes en China “Ernesto Ché Guevara”.

La batalla continúa, hay mucho por hacer todavía. La COVID-19 constituye una amenaza global que debe ser enfrentada con el concurso y la responsabilidad de todos. En su prevención y contención se impone la solidaridad y la cooperación internacional como el único camino posible.

Acerca del autor

Avatar

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Dejar un comentario