Educacion Nacionales

Desde otra perspectiva sobre la organizacion y el enfoque de sistemas (1)

Frank A. Peña Valdes

Una organización es un conjunto de personas agrupadas con el fin de obtener una meta u objetivo, a través de un método o plan de acción y que cuentan con recursos para ello.

Para el propósito del análisis de una organización desde el punto de vista de la teoría, la palabra sistema toma un sentido particular: significa una pauta de relaciones dentro de un marco pertinente destinado a la realización de cierto propósito específico. Así, puede concebirse a una organización como un conjunto complejo de relaciones entre recursos físicos, humanos y trabajo, unidos en una red de sistemas. Los sistemas actúan como arterias que transportan recursos para generar procesos productivos y distributivos, para convertirse en los medios de satisfacer las necesiades de grupos de miembros. Existen sistemas internos cuya función es conectar entre sí a otros sistemas de la organización.

Ellos suministran bienes y servicios consumidos en la propia organización durante los esfuerzos o cumplir sus misiones. Un ejemplo podría ser el sistema de comunicación, que proporciona la información necesaria para mantener la organización y sus operaciones.

El enfoque de sistemas aplicado al concepto de administración analiza a la organización como a un sistema unido y dirigido compuesto por partes interrelacionadas. Cualquier sistema es una parte de cierto sistema más amplio y por ende constituye un subsistema, aún cuando cada uno se analice dentro de los límites definidos. Por ejemplo un conjunto de planos de una casa mostrará, entre otras cosas, el sistema eléctrico proyectado. El electricista demuestra que el sistema comienza en el punto de conexión con el servicio público (medidor) y termina con los enchufes y tomas dentro de la casa. Este sistema no es autosuficiente: necesita de la red de electricidad para funcionar. Es decir, que depende del sistema eléctrico y de los artefactos conectados y además depende de otro sistema que lo usa y lo repara, el sistema humano. Visto desde este punto de vista, una organización es un sistema complejo y abierto, en cuanto constituye un complejo de relaciones dentro de un marco pertinente. Y por ser un sistema dependiente, no puede existir sin el apoyo de otros marcos semejantes.

 

Una organización es un conjunto de personas agrupadas con el fin de obtener una meta u objetivo, a través de un método o plan de acción y que cuentan con recursos para ello.

Para el propósito del análisis de una organización desde el punto de vista de la teoría, la palabra sistema toma un sentido particular: significa una pauta de relaciones dentro de un marco pertinente destinado a la realización de cierto propósito específico. Así, puede concebirse a una organización como un conjunto complejo de relaciones entre recursos físicos, humanos y trabajo, unidos en una red de sistemas. Los sistemas actúan como arterias que transportan recursos para generar procesos productivos y distributivos, para convertirse en los medios de satisfacer las necesiades de grupos de miembros. Existen sistemas internos cuya función es conectar entre sí a otros sistemas de la organización.

Ellos suministran bienes y servicios consumidos en la propia organización durante los esfuerzos por cumplir sus misiones. Un ejemplo podría ser el sistema de comunicación, que proporciona la información necesaria para mantener la organización y sus operaciones.

El enfoque de sistemas aplicado al concepto de administración analiza a la organización como a un sistema unido y dirigido compuesto por partes interrelacionadas. Cualquier sistema es una parte de cierto sistema más amplio y por ende constituye un subsistema, aun cuando cada uno se analice dentro de los límites definidos. Por ejemplo un conjunto de planos de una casa mostrará, entre otras cosas, el sistema eléctrico proyectado. El electricista demuestra que el sistema comienza en el punto de conexión con el servicio público (medidor) y termina con los enchufes y tomas dentro de la casa. Este sistema no es autosuficiente: necesita de la red de electricidad para funcionar. Es decir, que depende del sistema eléctrico y de los artefactos conectados y además depende de otro sistema que lo usa y lo repara, el sistema humano. Visto desde este punto de vista, una organización es un sistema complejo y abierto, en cuanto constituye un complejo de relaciones dentro de un marco pertinente. Y por ser un sistema dependiente, no puede existir sin el apoyo de otros marcos semejantes.

Trasladando las características que debe tener un sistema, analizamos que la organización:

Es una agrupación de entidades (personas) y funciones (roles) de manera tal que las relaciones pueden visualizarse y por lo tanto comprenderse claramente en un esquema o estructura (organigrama) o analizando la estructura informal.

Es un conjunto de componentes que interactúan entre sí para ciertos objetivos o metas: generar productos o servicios que generen retornos monetarios.

Que es una estructura que contiene subsistemas (contabilidad, marketing, producción, procesamiento de datos, sistemas, finanzas, etc.

Existe un flujo de componentes que ingresan y salen del sistema (input y output): el proceso de producción de los productos o servicios.

Indice [ocultar]

1 El efecto sinérgico de las organizaciones como sistemas abiertos

2 Característica de las organizaciones como sistemas abiertos

2.1 Compartir:

El efecto sinérgico de las organizaciones como sistemas abiertos

Una de las fuertes razones para la existencia de las organizaciones es su efecto sinérgico, es decir, en el resultado de una organización pueden deferir en cantidad o en calidad la suma de los insumos. La “aritmética organizacional” puede dar un resultado como 2+2 = 5 o bien, 2 más 2 unidades de insumo pueden dar 3,4,7,14, A,X,Z unidades de salida. Las unidades de salida pueden ser iguales, mayores o menores que las unidades de entrada. En el caso presentado, la salida 3 significa una organización con problemas. Las salidas A,X o Z representan dimensiones de salida que pueden ser cualitativamente diferentes de las unidades de entrada.

De la misma forma, cada participante de la organización espera que los beneficios personales de su participación en una organización sean mayores que sus costos personales de participación. En este sentido, también las organizaciones producen valor a través del efecto sinérgico. De un modo global, los recursos materiales, financieros y humanos -cuando son considerados como factores de producción- generan riqueza a través de la sinergia de la organización.

Característica de las organizaciones como sistemas abiertos

  1. Comportamiento probabilístico y no-determinístico de las organizaciones: son sistemas abiertos afectados por cambios en sus ambientes, denominados variables externas. El ambiente es potencialmente sin fronteras e incluye variables desconocidas e incontroladas. Por otro lado, las consencuencias de los sistemas sociales son probabilísticas y no-determinísticas.
  2. Las organizaciones como partes de una sociedad mayor y constituidas de partes menores: las organizaciones son vistas como sistemas dentro de sistemas. Los sistemas son “complejos de elementos colocados en interacción”. Esa interacción entre los elementos produce un todo que no puede ser comprendido por la simple investigación de las diversas partes tomadas aisladamente.
  3. Interdependencia de las partes: el sistema organizacional comparte con los sistemas biológicos la propiedad de una intensa interdependencia de sus partes, de modo que un cambio en una de ellas provoca un impacto sobre las otras. Una organización no es un sistema mecánico, en el cual una de las partes puede ser cambiada sin un efecto concomitante sobre las otras partes. Las interacciones internas y externas del sistema reflejan diferentes escalones de control y de autonomía.
  4. Homestasis o “estado firme”: La organización puede alcanzar un estdo firme cuando se presentan dos requisitos: la unidireccionalidad y el progreso. Dados estos dos requisitos, la tarea de la administración es gobernada por la necesidad de combinar constantemente las capacidades actuales y potenciales de la empresa con los requisitos actuales y potenciales del ambiente. Sólo de esa manera se puede habilitar la empresa para alcanzar un “estado firme”.
  5. Fronteras o límites: Es la línea que sirve para demarcar lo que está dentro y lo que está fuera del sistema. No siempre la frontera de un sistema existe físicamente. Una definición operacional de feontera, por ejemplo, consiste en una línea cerrada alrededor de variables seleccionadas entre aquellas que tengan mayor intercambio (de energía, información, etc.) con el sistema. Las froneras varían en cuanto al grado de permeabilidad. Las fronteras son líneas de demarcación que pueden dejar pasar mayor o menor intercambio con el ambiente.
  6. Morfogénesis: El sistema organizacional, diferente de los otros sistemas mecánicos y aún de los sistemas biológicos, tiene la capacidad de modificar sus maneras estructurales básicas, esta es la propiedad morfogénica de las organizaciones, considerada por Buckey como su principal característica identificadora.

La Teoría General de Sistemas se fundamenta en tres premisas básicas a saber:

  1. Los sistemas, existen dentro de sistemas. Hay una jerarquía de siste,as: suprasistema, sistema y subsistema. Las moléculas existen dentro de células, las células dentro de tejidos, los tejidos dentro de los órganos, los órganos dentro de los organismos, los organismos dentro de las colonias, las colonias dentro de culturas rientes, las culturas dentro de conjuntos mayores de culturas y así sucesivamente.
  2. Los sistemas son abiertos. Es una consecuencia de la premisa anterior. Cada sistema que se examine, excepto el menor o mayor, recibe y descarga algo en los otros sistemas, generalmente en aquellos que le son contiguos. Los sistemas abiertos son caracterizados por un proceso de intercambio infinito con su ambiente, que son los otros sistemas. Cuando el intercambio cesa, el sistema se desintegra, esto es, pierde sus fuentes de energía.
  3. Las funciones de su sistema dependen de su estructura. Para los sistemas biológicos y mecánicos esta afirmación es intuitiva. Los tejidos musculares, por ejemplo, se contraen porque están constituidos por una estructura celular que permite contracciones.

No es propiamente la TGS sino las características y parámetros que establece para los sistemas, lo que se constituye en el área de interés en este caso. De ahora en adelante, en lugar de hablar de TGS se hablará de la Teoría de Sistemas.

Teoría -sistemas

Conceptos básicos de la teoría

En el pasado, el conocimiento tradicional se ha desarrollado a lo largo  de materias o temas bien definidos. Bertalanffy sugiere que los diversos campos de la ciencia moderna han tenido una evolución continua hacia un paralelismo de ideas. Este paralelismo representa una oportunidad única para formular y desarrollar principios que aún actúan como sistemas en general.

“En la ciencia moderna, la interacción dinámica es el problema básico en todos los campos, y sus principios generales tendrán que ser formulados en la Teoría General de Sistemas”. Ludwing von Bertalanffy, cita del libro Problems of Life, 1952.

Aunque existen diversas definiciones del término sistema, concluimos que un sistema:

Es una forma conceptual para agrupar entre sí entidades y funciones  de manera tal que las relaciones puedan visualizarse y por lo tanto comprenderse.

Es un conjunto de componentes que interactúan  entre sí para un cierto objetivo

Es una forma de percibir un conjunto de elementos y actividades

Es un conjunto de elementos o medios que están relacionados y que pueden ser descritos en términos de sus atributos o de sus partes componentes.

El enfoque analítico y el enfoque sistémico

En enfoque tradicional o analítico había surgido como un mecanismo para describir un todo o entidad (que a partir de la Teoría General de Sistemas se conoce como ‘sistema’) descomponiéndolo en sus partes componentes o constitutivas: analizando, desagregando, dividiendo y segmentando para poder comprenderlo. En el cuadro  que sigue se comparan algunas características de ambos enfoques:

 

Característica Enfoque

analítico

Enfoque

sistémico

Relación con las entidades o

elementos

Aísla: se concentra sobre los elementos individuales. Considera a la naturaleza de las interacciones. Toma en cuenta los detalles. Modifica una variable a la vez. Relaciona: se concentra sobre las interacciones de los elementos. Considera los efectos de las interacciones y se basa en los aspectos globales. Modifica simultáneamente grupos de variables.
Duración y validación Los fenómenos son considerados reversibles.

La validación se realiza por pruebas experimentales en el marco de una teoría.

Integra la duración y la irreversibilidad.

La validación se realiza por comparación del funcionamiento del modelo con la realidad.

Teorización y modelos Genera modelos precisos y detallados aunque

difícilmente utilizables en acción

Modelos insuficientes como para servir de base a los conocimientos, pero utilizables en la decisión y la acción.
Conclusiones Eficaz cuando se trata del análisis de interacciones lineales o débiles. Conduce a una enseñanza por disciplinas. Existe un gran conocimiento de los detalles, pero los objetivos en general quedan mal definidos. El enfoque es eficaz cuando las interacciones no son lineales y son débiles. Conduce a una enseñanza pluridisciplinaria. Los objetivos son claros, los detalles borrosos.

 

Acerca del autor

Frank A. Peña Valdes

Frank A. Peña Valdes

Profesor adjunto Escuela de Psicología, Facultad de Humanidades y Escuela de Orientación Educativa, Facultad de Ciencias de la Educación Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD. Licenciatura en Psicología, Maestría en Metodología de la Investigación Científica. Especialidad en Psicología del Desarrollo, Maestría en Desarrollo Humano, Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Postgrado en Educación Superior, Instituto Tecnológico de Santo Domingo (INTEC). Estudios Doctorales en Psicología Social, Universidad Central de Madrid (UCM).

Dejar un comentario