Cultura Nacionales

Algunas caracteristicas de la ciencia (y III)

Frank A. Peña Valdes

Frank Peña Valdés M.A, M.Sc., William J.  Astwood M.A Manuel Rodríguez Karam (Tony).

Escuela de Psicología; Escuela de Orientación y Psicopedagogía UASD

Jean Baudrillard

(1929-

Este filósofo enfoca la importancia del consumo. Agrega a las nociones de valor de uso y valor de cambio, la noción de valor de signo. Las mercancías adquieren nociones de prestigio, estatus y posición simbólica dentro de un sistema. Reclama una micro-política que tome en cuenta a los grupos marginales, estilos de vida, cuerpos, sexualidades y discursos diferentes a los propulsados por el mundo moderno. Señala el fin de la era moderna-producción y capitalismo industrial-y el advenimiento de la postmodernidad, constituida por los simulacros y nuevas formas de tecnología y cultura: el imperio del signo.

JürgenHabermas

(1929-

Este filósofo  alemán, se ha enfrentado a la mayoría de los teóricos de la postmodernidad y del postestructuralismo.  Se esmera en tomar en consideración al sujeto social dentro de una lógica racional y de acción comunicativa en las cuales el emisor enunciante comulgue responsabilidades con el receptor escucha. Pide un giro paradigmático, una filosofía intersubjetiva de la acción comunicativa basada en la solidaridad social. Considera que pese a que la modernidad desarrolló sistemas de dominio injustos, también añadió un despliegue significativo y necesario al potencial de la racionalidad social, la justicia y la moralidad. Ante una crítica deconstructiva asume una crítica reconstructiva. Propone una orientación hacia la sociedad del acuerdo y el diálogo. Entiende que para esta convergencia, el individuo debe sobreponerse a las demandas automatizadas de la esfera económica y administrativa. Además, debe desarrollar una estructura comunicativa que le ponga en contacto efectivo con la cotidianidad.

llesDeleuze y Félix Guattari

Apoyaron  los principios de diferencia y multiplicidad, sus posiciones anti psiquiátricas y la búsqueda de una política de la liberación del deseo. Proponen que el deseo es revolucionario por ser descentralizado y por lo fragmentado y dinámico de su naturaleza. El deseo debe ser visto como una máquina activa y dinámica.  Conciben al sujeto humano dentro de la metáfora “maquinas deseantes”, las cuales a su entender potencian las múltiples interconexiones del deseo humano que permanecen subyacentes en el cuerpo.  Proponen el esquizoanálisis como modelo opuesto a la autoridad racional. Se ocupan, no de lo mental o conceptual, sino en el cuerpo desterritorializado que rompe con las exigencias sociales mediante lo desarticulado y desmantelado del deseo. Se identifican con los sujetos marginales como los niños, los primitivos y todos aquellos que han sido victimizados por los ordenamientos simbólicos del patriarcado y la razón.  Ya que en estos estados mentales-locura y esquizofrenia-el sujeto desarticula el lenguaje de la razón y el pensamiento

Kenneth  Gergen

Es uno de los principales teóricos del movimiento postmodernista y del construccionismo social. Actualmente es profesor de Psicología en SwarthmoreCollege en Pennsilvania.  Ha tenido gran influencia en la psicología social desde la publicación de su libro TheSelf  en 1967.  Entre suslibrosmásrecientes se encuentran Therapy as Social Construction; Realities and Relationship; Soundings in Social Construction, Toward Transformation in Social Knowledge y An Invitation to Social Construction.  En su artículo más reciente sobre psicología y postmodernidad, “PsychologicalScience in a PostmodernContext”, Gergen plantea que el giro postmoderno le ofrece a la psicología nuevas formas para conceptualizarse y conceptualizar sus potencialidades.

Terminamos nuestro trabajo, haciéndonos eco de las palabras del ilustre profesor dominicano Dr. Enerio Rodríguez (1998, Pág. 314) : “Quiero terminar estas reflexiones con los consejos de un psicólogo que ha dedicado muchos años a la formación de psicólogos…algunos de los errores que se deben evitar en el proceso del entrenamiento profesional de los psicólogos, a saber: el compromiso  total con  un solo modelo teórico y técnico; la adhesión a las formulaciones teóricas como si fueran dogmas; la impermeabilidad al progreso de la investigación en campo cercanos; el adoctrinamiento rígido de los entrenados; el fracaso en inspirar a los estudiantes para que se conviertan en pensadores críticos e independientes”.

Referencias Bibliográficas

 

Ander-Egg, Ezequiel, (1983) “Técnicas de investigación Social”, Hvmanitas, Alicante

Appignanesi, R., Garret, C., Sarder, Z. & Curry, P. (1997).Postmodernismo     para  principiantes.  Buenos Aires, Argentina: Editorial Naciente.

Aronowitz, S. y Giroux, H. (1991). Postmodern Education. Minnesota: University of Minnesota Press caps. 1, 2, 6, 7 y 8.

Ballesteros, J. (1989). Posmodernidad: decadencia o resistencia. Madrid: Technos.

Bonfil B,G. (1993). Implicaciones éticas del sistema de control cultural,en

Olivé, León, Etica y Diversidad cultural, México, UNAM/FCE,   pp.195-204.

Código de Ética (2004). Colegio Dominicano de Psicólogos, (CODOPSI), Santo Domingo, Rep. Dominicana

Díaz, L.F. (1999).  Semiótica, psicoanálisis y postmodernidad,Río Piedras: Editorial Plaza Mayor

Gergen, K. (1991). Hacia una Psicología Postmoderna. Investigación

Psicológica.1, 97-109.

Gergen,K.  Postmodern Psychology: Resonances and reflection. American    Psychologist, 50, 394

 

Gergen,K.  Postmodern culture and the revisioning of alienation. F. Geyer     (Ed.). Alienation in Contemporary Culture. New York: Greenwood Press.     117-126.

 

Haber Honi Fern (1994).Beyond Postmodern Politics.Lyotard, Rorty,   Foucault. New York: Routledge.nd

 

Habermas, J. (1993).  El discurso filosófico de la modernidad.  Madrid:   Taurus

 

Heller, A.(1998).Políticas de la postmodernidad: ensayos de crítica cultural, Barcelona, península.

 

Hyman, Ray, (1965), “Carácter de la Investigación  Psicológica”, Uteha, México.

Ibáñez, T. (Winter 19909/91). Henri, Serge…and the next generation.The

British Psychological Society.Social Psychology Section.NewlsetterVol 24,    5-14.

Iñiguez , L  &Paulli, C ( 2002) Anales de Psicologia. Vol 18 num 1 Junio Paginas 13-43.

Lyotard, J. F (1984). La condición posmoderna.  Madrid: Cátedra.

Maliandi,R. (1993)  Dejar la postmodernidad. La ética frente al racionalismo   actual.  Buenos Aires:EditorialAlmagesto.

Miller,Toby. (1993) The well-tempered self:citizenship, culture, and the     postmodern subject. Baltimore,Md.,Johns Hopkins University.

Parker, I. (1992). Discourse Dynamics, Part II, caps. 3 y 4.

Ovejero, A ( 1999) Entre la psicología crítica y el posmodernismo, publicación de la Universidad de Oviedo. España

Rose Nikolas (1997). Assembling the Modern Self.En Roy Porter   (ed.). Rewriting the Self.Histories from the Renaissance to the Present.London- New York: Routledge, pp. 224-248.

Rodríguez, Enerio, (1998), “30 años de Psicología Dominicana: Reflexiones Metapsicológicas”,  en “30 años de Psicología: presente, pasado y futuro”, Editora Universitaria, UASD.

Sax, Gilbert (1968) Empirical Foundations of educational Research, Prentice Hall., Inc. New Jersey

Smart Barry (1993).Postmodernity. London- New York: Routledge.

Toulmin, S. (1990).Cosmopolis: the hidden agenda of modernity. Chicago:

Chicago: University Pres.

Urdanibia, I. (1990). Lo narrativo en la posmodernidad. En Vattimo, G. et.al(Eds.) En torno a la posmodernidad. Barcelona: Antropos.

 

 

Acerca del autor

Frank A. Peña Valdes

Frank A. Peña Valdes

Profesor adjunto Escuela de Psicología, Facultad de Humanidades y Escuela de Orientación Educativa, Facultad de Ciencias de la Educación Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD. Licenciatura en Psicología, Maestría en Metodología de la Investigación Científica. Especialidad en Psicología del Desarrollo, Maestría en Desarrollo Humano, Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Postgrado en Educación Superior, Instituto Tecnológico de Santo Domingo (INTEC). Estudios Doctorales en Psicología Social, Universidad Central de Madrid (UCM).

Dejar un comentario