Politica

LA CORRUPCIÓN EN LA REPÚBLICA DOMINICANA IV

Escrito por Debate Plural

Por : Angel Moreta.

 03. Corrupción
Las practicas de corrupción en la República Dominicana, se han generalizado en la sociedad dominicana y en la esfera gubernamental. Se saca beneficio en todos los renglones de la actividad económica y social: el clientelismo permite comprar personas o ciudadanos con los recursos del Estado; el contrato de petro-caribe beneficia los bolsillos de los altos funcionarios del gobierno, que retiene el diferencial del petróleo y lo coloca en sus bolsillos, sin que el pueblo pueda beneficiarse de ese contrato; los préstamos internacionales son gastados alegremente sin auditoria y la sociedad queda comprometida para el futuro; los famosos subsidios al gas licuado de petróleo, y a la electricidad, van en gran parte a los bolsillos de altos funcionarios; los cuerpos de delito en la justicia son administrados indelicadamente en una línea de corrupción; los funcionarios utilizan la propiedad del Estado como cosa propia, sin ningún control, es decir, el sentido del robo se encuentra fijado en la generalidad de los funcionarios y es el motivo de que todo lo que tocan con valor económico y propiedad del Estado, lo sustraen y lo ven como suyo; existen nóminas y nóminillas particulares para favorecer a los correligionarios del partido en el poder; se toman préstamos sin aprobación del Congreso Nacional, como el de la SunLand, Ciento Diez Millones de dólares US$ 110,000,000.00, que fueron utilizados en campaña electoral; departamentos del Estado que administran grandes recursos, no rinden cuenta a nadie y hoy están prácticamente quebrados, como el INSTITUTO NACIONAL DE ESTABILIZACIÓN DE PRECIOS (INESPRE), y la justicia no dice nada importante sobre el particular; antes al contrario, el personaje que quebró al INSTITUTO NACIONAL DE ESTABILIZACIÓN DE PRECIOS (INESPRE),, y lo desfalcó, fue nombrado en la Lotería Nacional como un premio; muchos personajes han sido nombrados recientemente en posiciones del Estado, no obstante que están subjudice; no hay reglas para la cultura del robo, de la sustracción de los fondos del Estado, y siempre hay una justificación falsa; las obras públicas son inversiones ineficaces y fraudulentas, pues la mitad de los valores presupuestados se quedan en los bolsillos de los funcionarios; se anuncian obras públicas grandiosas con el oculto designio de quedarse con la mitad de la inversión; no se realizan concursos para las obras públicas y un proyecto de ley que obliga a celebrar licitaciones públicas, duerme un sueño eterno en las gavetas del Congreso Nacional; se trata de un Estado de podredumbre, generalizado.

Acerca del autor

Debate Plural

Un medio independiente, libre, plural, sin ataduras con empresas o gobiernos; buscando el desarrollo de una conciencia critica, y la verdad que subyace en el correr de la vida nacional e internacional para el empoderamiento del pueblo dominicano en relación con las luchas y reivindicaciones económicas y sociales fundamentales

Dejar un comentario